Archivos de la categoría ‘Filosofia salchichera’

Puede

Publicado: 2 julio 2012 en Filosofia salchichera, General

Siempre he sido un inadaptado. Muchas de mis conductas no son normales, escucho música que no escucha la mayoria, veo peliculas ”de culto”, leo libros que pocos leen… Siempre me he sentido orgulloso de actuar de forma singular, de ”salirme del rebaño”, de no ser otro robot de la sociedad. Siempre he creido que yo elegí este camino porque era el correcto, el que yo queria. Puede que esto no sea así, puede que haya elegido este camino para apartarme, para tener una excusa que darme a mi mismo, para tener una razón en la que protegerme cuando me pregunte por qué las cosas no funcionan. Puede que yo no funcione. Puede que yo no sea especial, que todos seamos de algún modo especiales y que en el fondo sintamos que no encajamos en todo esto. Tal vez la única diferencia entre otra oveja del rebaño y yo sea que yo me creo diferente mientras que el resto se saben iguales.

 

“A excepción del hombre, ningún ser se maravilla de su propia existencia”

Arthur Schopenhauer

 

Anuncios

Slán agat

Publicado: 26 junio 2011 en Filosofia salchichera, General

6 semanas para desaparecer. 6 semanas para descansar. 6 semanas para vivir nuevas experiencias. 6 semanas para intentar poner en orden mi vida. 6 semanas para recordar. 6 semanas para olvidar. 6 semanas para aislarme. 6 semanas para ver las cosas desde la distancia. 6 semanas para pensar. 6 semanas para intentar cambiarlo todo. 6 semanas para saber si algo cambia.

“Como nos hemos liberado de la viejas formas manifiestas de autoridad, no nos damos cuenta de que ahora somos prisioneros de este nuevo tipo de poder. Nos hemos transformado en autómatas que viven bajo la ilusión de ser individuos dotados de libre albedrío. Tal ilusión ayuda a las personas a permanecer inconscientes de su inseguridad, pero ésta es toda la ayuda que ella puede darnos. En su esencia el yo del individuo ha resultado debilitado, de manera que se siente impotente y extremadamente inseguro. Vive en un mundo con el que ha perdido toda conexión genuina y en el cual todas las personas y todas las cosas se han transformado en instrumentos, y en donde él mismo no es más que una parte de la máquina que ha construido con sus propias manos. Piensa, siente y quiere lo que él cree que los demás suponen que él debe pensar, sentir y querer; y en este proceso pierde su propio yo, que debería construir el fundamento de toda seguridad genuina del individuo libre.
La pérdida del yo ha aumentado la necesidad de conformismo, dado que origina una duda profunda acerca de la propia identidad. Si no soy otra cosa que lo que creo que los otros suponen que yo debo ser…¿quién soy yo realmente?”

Sólo existe un significado de la vida: el acto mismo de vivir

Erich Fromm

El miedo a la libertad

Recientemente he visto el documental “El universo elegante”. En él, se explica el origen, significado y evolución de la teoría de cuerdas. No voy a intentar explicar en que consiste, ya que algunos conceptos no los tengo muy claros y tampoco es mi intención en este momento. Simplemente explicaré que es una teoría bastante moderna que intenta unificar todas las fuerzas que existen en el universo en una única teoría. Se ha conseguido que esta teoría tenga una solidez matemática, pero no se puede probar hasta el momento su validez de forma experimental. Esto es lo que se pretende conseguir en los aceleradores de partículas del FermiLab y el CERN.

Para que esta teoría tenga solidez matemática, es necesaria la existencia de 11 dimensiones, 7 mas de las que todos estamos acostumbrados a utilizar: anchura, profundidad, altura y tiempo (x, y, z, t). El problema reside en haber añadido 7 dimensiones sin las que esta teoría no es consistente, dimensiones que el ser humano no percibe y por tanto no podemos o nos es muy difícil comprender.

Pongamos un ejemplo: Imaginemos que existe un universo similar a un tablero de ajedrez. En este universo podríamos movernos hacia los lados, atrás y adelante, pero no podríamos movernos arriba ni abajo. Nosotros podemos imaginar esto, ya que percibimos más dimensiones de las que existen en nuestro universo del ejemplo, pero ¿que pasaría si en vez de eliminar dimensiones a nuestro universo, se las añadiéramos? Nuestro cerebro no es capaz de entender o imaginar algo así, tal y como nos podría ocurrir si intentamos entender o imaginar ahora mismo cómo vería una abeja lo que nosotros estamos viendo ahora (las abejas poseen una visión que les permite reconocer un espectro mayor que el nuestro, pudiendo ver así frecuencias ultravioletas). Es como si intentásemos explicar a un ciego de nacimiento cómo son los colores. La teoría de cuerdas nos dice que en el universo existen 11 colores distintos, pero nosotros solo podemos ver 4.

Al igual que podemos utilizar la tecnología para captar imágenes que se encuentran en el espectro ultravioleta, tal vez algún día podamos desarrollar la ciencia hasta poder captar las 7 dimensiones adicionales, pero, en mi opinión, no llegaremos a entenderlas del todo, más allá de su formalismo matemático.

Aquí dejo los links al documental “El universo elegante”:

Parte 1

Parte 2

Parte 3

La infancia de un jefe

Publicado: 5 febrero 2010 en Filosofia salchichera, General

<<¿Quién soy yo? Miró el escritorio, miró el cuaderno. Me llamo Lucien Fleurier, pero eso no es más que un nombre. Me doy pote. No me doy pote. No lo sé, eso no tiene sentido. Soy un buen estudiante. No. Es una falsa apariencia. A un buen estudiante le gusta estudiar, a mí no. Tengo buenas notas, pero no me gusta estudiar. Tampoco lo detesto, me da igual. Me da igual todo. Nunca seré un jefe.>> Pensó con angustia: <<Pero ¿entonces qué voy a ser?>> Pasó un momento. Se rascó la mejilla y guiñó el ojo izquierdo porque le deslumbraba el sol. <<¿Qué soy yo?>> Había esa bruma, enrollada sobre sí misma, indefinida. <<¡Yo!>>Miró a lo lejos. La palabra resonaba dentro de él, y tal vez podía adivinarse algo como la punta oscura de una pirámide cuyos lados huyeran en la lejanía, en la bruma. Lucien se estremeció. Le temblaban las manos. <<¡Eso es -pensó-, eso es! Estaba seguro de ello: yo no existo!.>>

La infancia de un jefe

Jean Paul Sartre

Alla por el siglo XVII aparecio una corriente del pensamiento que defendia que todo aquello que nos rodea formaba parte de una gran maquinaria y que la fisica, las matematicas y la ciencia en general nos permitiria conocer la forma en que se comportan las distintas piezas de la maquina. A esta corriente determinista se le llamo mecanicismo.

Poco despues aparecio el filosofo Hume, quien postulaba, mediante su teoria de Adan y las borlas de billar, que nosotros podemos afirmar, a traves de la ciencia y basandonos en la experiencia, como se ha comportado esta maquina pero no podemos asegurar que en un futuro se vaya a comportar de la misma forma. En esta linea continuaron los escepticos, y su vertiente mas radical, los pirronicos, quienes pensaban que no existe ninguna verdad objetiva. Los pirronicos incluso llegaron a afirmar (si no me equivoco) que no podiamos estar seguros de que el sol fuese a salir todos los dias.

La evolucion del pensamiento ha dado lugar a que algunas personas retomen la idea determinista del universo. Estas nuevas teorias definen la realidad como predecible siempre y cuando se conozcan todas sus variables.

“Un ser que conociera todas las fuerzas de la naturaleza y las posiciones de los seres que la forman, y que pudiera analizar estos datos, podría condensar en una sola fórmula el movimiento de los objetos más grandes del universo y el de los átomos más ligeros: nada sería incierto para dicho ser; tanto el futuro como el pasado estarían presentes ante sus ojos”.

Pierre Simon de Laplace

La prediccion de acontecimientos es posible, siempre y cuando se conozcan todas las variables que lo determinan, asi como sus valores. Esta condicion es la que imposibilita esta prediccion en muchos casos, ya que el numero de variables a estudiar es tremendamente grande. La matematica del caos pretende dar una solucion para estos casos. Su principal maxima es que “en un sistema complejo, cualquien minima alteracion puede conducirlo al caos”, mas conocida en su forma del efecto mariposa: “El batir de las alas de una simple mariposa hoy produce un minúsculo cambio en el estado de la atmósfera. Durante un periodo de tiempo, la atmósfera en efecto divergiría de lo que habría hecho. Por tanto, en el tiempo de un mes, un tornado que habría devastado la costa de Indonesia no tuvo lugar. O puede que si no fuese a suceder, lo hiciera.”

Hoy en dia, gracias a la supercomputacion y a la computacion numerica, se pueden estudiar fenomenos con un grandisimo numero de variables y realizar asi simulaciones, siendo este el caso del estudio de catastrofes o explosiones nucleares o de las predicciones meteorologicas.

Los avances en las teorias de esta rama de las matematicas, unidas al estudio de la biologia y la neuro-quimica, podrian llevarnos a la comprension y simulacion de la conducta humana. Estamos ante los primeros pasos de una criatura que podria llegar muy lejos y una de las ramas de las matematicas que mas nos puede ayudar a la hora de comprender mejor el mundo que nos rodea.

Carta de un suicida

Publicado: 12 noviembre 2008 en Filosofia salchichera, General

[Debido a algunos hechos acontedidos ultimamente, he decidido retomar un proyecto que lleva tiempo rondando en mi cabeza. Dicho proyecto consiste en compilar y argumentar algunas ideas con el fin de analizar el suicidio desde un punto de vista etico]

En la mente de un adolescente se generan, de forma continuada, una serie de dudas como consecuencia de un cambio hacia una mentalidad adulta. Esto provoca el en individuo tendencias depresivas que se acentuan mas en unos que en otros, debido tanto a su caracter como a su situacion y entorno, llegando en algunas personas a ser minimas. En mi caso, estas tendencias fueron bastante fuertes y aun hoy en dia perduran algunos resquicios de ellas. Este hecho, unido a una cierta inquietud mental, me llevo a plantearme una serie de preguntas y respuestas que en este texto pretendo plasmar.

La pregunta que genera toda esta reflexion es muy clara: ¿Por que no suicidarse?

El suicidio comporta que un individuo acabe, de forma voluntaria, con su vida. De esto se puede deducir que las razones para suicidarse o no las debemos buscar en la vida de este individuo, por tanto, pasare a analizar que nos ofrece la vida.

La vida es un compendio de hechos que acontecen en un lapso temporal, que varia segun el individuo del que tratemos. Estos hechos pueden tener un caracter positivo o negativo para el individuo y, en general y debido al paso del tiempo, las impresiones suelen ir perdiendo intensidad. Con esto quiero dar a entender que para un niño existen muchas mas experiencias enriquecedoras, en un sentido positivo como en uno negativo, que para  un anciano, precisamente porque el anciano acumula una cantidad de experiencias y por tanto, cualquier experiencia suele resultarle menos impactante. Precisamente esta es una de las cosas que nos ofrece la vida: experimentar emociones, lo cual nos permite evolucionar como individuos, Este punto puede servir tanto para apoyar como para rechazar el suicidio, dependiendo de si las emociones que nos producen los hechos que vivimos son positivas o negativas, entendiendo por positivas aquellas que nos alejan de un estado de animo que tiende a la depresion y como negativas las que nos acercan a este estado. Para valorar esto debemos tener en cuenta que si nuestro estado de animo tiende a uno de los dos extremos, es mas facil acercarnos a ese extremo que alejarnos de el.

Para los que compartan mi creencia de que la muerte marca el fin de la existencia de un individuo, se debe tener en cuenta que con la muerte, todas estas experiencias se pierden y por tanto, se podria aceptar que todas nuestras experiencias estan carentes de sentido pues, ¿que sentido tiene buscar otro camino si todos acaban en el mismo lugar? ¿para que buscar una vida feliz si inevitablemente acabara en la muerte? ¿de que sirve prolongar la vida de alguien que desea acabar con ella si tarde o temprano acabara perdiendola?

En general el suicido esta mal visto, salvo en parte, en el caso de la eutanasia. Las razones por las que esta mal visto el suicidio son, a mi parecer, que supone un acto egoista, puesto que el individuo decide acabar con su vida, generalmente por no estar a gusto con ella, sin tener en cuenta las consecuencias que su acto supone en la gente guarda una relacion afectiva o material con el. Yo pienso que es mucho mas egoista desear que alguien no acabe con su vida, con la que no esta conforme, por el simple hecho de no poner en peligro nuestros propios intereses.

Hay gente que piensa que no es correcto negarle a alguien el ser asistido para acabar con su vida, siempre que quien desea suicidarse tenga unas razones de peso. Estas personas creen que nadie tiene derecho a prolongar la vida de un individuo que esta sufriendo y desea acabar con ella. Todos hemos visto planteamientos de estos dilemas en la tele, los periodicos o el cine, pero estos casos suelen ser de gente con problemas fisicos, pero sin embargo, el suicidio para acabar con una vida atormentada por problemas mentales (y con ello no me refiero a enfermedades) no tiene, al menos publicamente y que yo conozca, defensores. La razon que dan quienes estan a favor de la eutanais es que hay gente con problemas fisicos que hacen que su vida no valga la pena; piensan que vivir en esas condiciones no es vivir. Pero ¿que hay de esa gente que lo pasa mal animicamente por razones que no son derivadas de una enfermedad fisica? Tal vez a vida del niño de Africa que tiene que recorrer 17 kilometros al dia para buscar agua tampoco valga la pena. O la de la ama de casa que, ella sola, debe hacerse cargo de la casa, los niños y su trabajo y debe hacer filigranas con un unico sueldo para no verse en la calle.

Entonces ¿como decidir si es licito o no suicidarse? No podemos juzgarlo a partir de aquello que, al individuo que pretende suicidarse, le ofrece la vida; no podemos rechazar el suicidio por ser un acto egoista y tampoco podemos aferrarnos a la idea de que ese individuo no tiene derecho a decidir sobre su propia vida por el simple hecho de no tener una enfermedad fisica relevante.

El debate sobre el suicidio puede ser extremadamente largo y profundo, yo simplemente me he limitado a exponer algunas de las ideas de las que he tenido con el fin de agitar alguans mentes y sacarlas de un estado de reposo y espero que asi haya sido.

“La moralidad de nuestras acciones reside en el juicio que de ellas llevamos en nosotros mismos”

Rousseau